Sunday, August 17, 2008

Bono pressing catch


Así se titula la magnífica columna del escritor David Torres publicada en la edición de El Mundo de ayer sábado 16 de agosto. En ella, Torres desconfía del rasgado de vestiduras de algunos socialistas tras la liberación de De Juana y tampoco parece creerse mucho el rigor anti-terrorista del ministro Rubalcaba:

Desde siempre, la política española ha estado plagada de luchadores de pega, bravucones cervantinos con la bocaza repleta de juramentos y un exceso de kilos en la sisa. Suben al ring del Congreso de los Diputados, hacen cuatro llaves y tres pantomimas, pero luego se toman unas cañas juntos y planean quién se va a llevar la siguiente costalada. No fue en vano la advertencia de Miguel Sebastián, que por algo dijo que la prenda que mejor le iba a Rubalcaba es un bañador de leopardo. Vestidos de semejante guisa, Rubalcaba con tanga felino y Bono de costalero enmascarado, el combate podría dar mucho juego. La cosa es distraer al personal y echarse unas risas, porque la escoria sigue libre, viva y coleando, gracias a unas leyes que puntúan cada muerto a menos de 11 meses entre rejas. El público silbó, pataleó y protestó, pero es que la Justicia, como siempre, estaba sorda y ciega. Hasta los árbitros del pressing catch tienen más vista para hacer un tongo.

David Torres fue entrevistado el pasado viernes en El show de Nacho Montes de Cope. Entre otras cosas, habló de sus últimos libros, la novela negra Niños de tiza, segunda entrega de las desventuras del matón de discoteca metido a detective Roberto Esteban (los aficionados al género deberían leer antes El gran silencio) y Bellas y bestias, una recopilación de artículos sobre diversos personajes de las letras, las artes y la política residentes en Madrid. Les recomiendo ambas obras y también el magnífico blog de David, Tropezando con melones.

Pueden escuchar esta entrevista, deliciosamente incorrecta y bastante divertida (resulta que David Torres es tímido) a partir del minuto aquí (a partir del minuto 15).

1 comment:

Fan Fatal said...

Qué divertida y qué buena entrevista le hizo Nacho Montes a David.

El test de Nacho me encantó sobre todo cuando a la pregunta de Nacho sobre qué le parecía Almudena Grandes,David le respondió: Una plasta.

Los libros de David que citas, sus columnas en El Mundo y su blog, son imprescindibles de leer.